ICTUS

Las palabras corrientes para referirse a lo que trataremos en nuestra contribución a la Maratón de tv3 de 2016 son Ictus y Stroke en los lenguajes cotidianos  español e inglés.  “Accidente no traumático vascular cerebral”, “Accidente o Ataque cerebrovascular (ACV)“, “Derrame cerebral”, “Infarto cerebral”, “Apoplejía” , etc. son usados como sinónimos.

Dividiremos nuestra contribución en tres apartados:

  1. Alarma social.
  2. Tipos y sintomatología.
  3. Rehabilitación.

En la Maratón, excelente pieza de Educación Sanitaria, se habló social y médicamente lo suficiente para crear potentes vivencias en todos los radio y televidentes.  Nosotros no aportaremos nada nuevo excepto  aspectos de imagenología y rehabilitación lógicamente fuera del ámbito televisivo pero de gran interés médico.  Las ofrecemos para nuestros lectores habituales y a TV3 por si, en sus recordatorios de la magnífica jornada, les resultan útiles.

  1. Alarma social.

Simplemente recordar que en España 130.000 personas sufren Ictus cada año y 39.000 mueren es suficiente para concienciar a todo el mundo. La Federación Española de Ictus ha lanzado una campaña que recomendamos. El hecho de que el 63,5% de la población no sepa reconocer los primeros síntomas de Ictus, retrasa el diagnóstico y dificulta una intervención terapéutica rápida en que se basa todo tratamiento.

  1. Tipos y Sintomatología.

Siempre se trata de la brusca interrupción del riego sanguíneo de una porción del cerebro, ya sea por el taponamiento (émbolo) o hemorragia de la arteria terminal que irrigaba esta porción que se necrosa y es irrecuperable en un periodo muy escaso de tiempo. Esto puede ocurrir a cualquier edad El 3,5% en mayores de 65 años y de 65 a 74 años es más frecuente en hombres y a partir de 75 en mujeres y la mortalidad en el primer mes después del ictus es del 25%.  Las causas son múltiples y pueden darse a cualquier edad, veamos las más importantes: sedentarismo, tabaco, exceso de ingesta de grasas hidrogenadas, alcohol en exceso,  problemas cardíacos, diabetes, hipertensión arterial grave, drogas, en especial la cocaína cuyo efecto vasoconstrictor puede afectar las arteriolas del cerebro y en general cualquier afección que curse con posible desprendimiento de coágulos o émbolos. Mucho depende de la plasticidad tanto estructural como funcional del área afectada.

Como es lógico, el cuadre clínico depende del área afectada y de su localización, algunos, incluso cursan sin una clínica evidente pero en todo caso el 32,3% requieren rehabilitación, el 27,4 afectan a alguna actividad de la vida diaria, un 17,7 % son dependientes a los seis meses, un 12,5% sufren depresión muy pronto y el 10% evoluciona hacia la demencia en los tres meses siguientes al accidente cuando no epilepsia, espasticidad, incontinencia urinaria, problemas intestinales, úlceras de decúbito, etc.

No daremos más detalles del ictus ya que no se corresponde con este “website” de educación sanitaria general. Sí, no obstante, insistiremos en lo que puede ser más útil para el enfermo y su entorno social: los primeros síntomas.

Todo se basa en lo que en el acrónimo inglés FAST (rápido), que se deriva de F (face), A (arms), S (habla) y T (test) para una reglamnemotécnica universal de fácil recuerdo para todo el mundo:

  • Face (rostro). Asimetría muscular involuntaria de las facciones.
  • Arms (brazos). No puede mover voluntariamente uno o más brazos o siente un hormigueo en ellos.
  • Speech (habla) Dificultad para hablar, como embriagado sin haber probado el alcohol.

Nadie debiera olvidar que estos son los síntomas que deben mover a familiares o personas cercanas a actuar rápido: FAST.

Para ser más descriptivos, distinguiremos entre síntomas aparentes i síntomas precursores.  Estos últimos tienen un valor extraordinario ya que permiten la anticipación terapéutica básico para mejores resultados.

SINTOMAS APARENTES

  • Pérdida de fuerza en un brazo o pierna o parálisis en la cara. (técnicamente se llama hemiparesia o hemiplejia)
  • Dificultad para expresarse o entender lo que se le dice, lenguaje ininteligible (disartria).
  • Dificultad al caminar. Pérdida de equilibrio o coordinación.
  • Mareos o dolor de cabeza bruscos, intensos y no habituales.
  • Pérdida de visión en uno o ambos ojos.
  • Además de estas manifestaciones agudas, los que superan lo anterior o sobreviven (un 50%) sufren depresión, lo que en sí mismo es suficiente para llamar la atención médica.

Todo esto en un dibujo muy eficaz se expresa así: 

¿Cómo detectar un ICTUS?

¿Cómo detectar un ICTUS?

  1. Rehabilitación después de un Ictus.

Lo lógico e inmediato es conectar con un Hospital cuyos Servicios de Neurología y de Rehabilitación, actuarán. De esto se encargará el médico que le atienda, que determinará  si procede la intervención del neurocirujano.  La embolectomía (eliminación del émbolo) ha de producirse muy rápidamente lo que presupone sistemas sanitarios perfectos.

Lo novedoso y prometedor (La Vanguardia de 8/01/2017) es lo que se está haciendo en el Instituto Gutmann de la mano de los Drs. Eloy Opisso y Manel Ochoa. Se trata de programar las gafas de Realidad Virtual para convertirlas en herramienta de rehabilitación y entrenamiento cognitivo y motor después del ictus.

Pere Pérez, creó la empresa Visyon, en Barcelona; como modelo envidiable y estimulador de aplicación de las nuevas tecnologías con extensión internacional.  Además de las aplicaciones comercial y publicitaria, Pérez sabe encontrar las colaboraciones necesarias para adentrarse en el mundo de la salud. Comentaremos dos:

  1. Está desarrollando con Alzheimer Research UK, un importante programa en Gran Bretaña, a través de incorporar los “symptoms and feelings” de los pacientes de esa enfermedad en lo que llaman “A walk through dementia” en tres escenarios: en el supermercado, en el tráfico y en casa.
  2. Visyion colabora ahora también con el Instituto Gutmann de Barcelona, en la programación para el ictus. En ello se busca también la sensibilización social.

Lo desarrollaremos algo más, pero en esencia se basa en que, a través de la realidad virtual, debidamente programada, se substituyan las intenciones naturales y  espontáneas por equivalentes cognoscitivos y conductuales usando otras vías de información que consigan mayores eficacias.  Simplificando mucho, ya de forma natural, en la ancianidad, al no recibir adecuada información propioceptiva de los movimientos y posición, se complementa con nuevas vías con un mayor esfuerzo visual, tactil o el bastón. Estos complementos, aquí, se obtienen con la programación de una realidad virtual reeducadora.

De hecho la rehabilitación tradicional consiste en, a través del sistema locomotor, informar retroactivamente al cerebro de lo que hay que hacer para recuperar hábitos perdidos.  Aquí es al revés, a través de la realidad virtual, conseguir que el cerebro encuentre nuevas vías, orillando las zonas necrosadas, para actuar sobre el sistema locomotor.

ictus

Trombo fresco, hiperdenso, obstruyendo la Arteria Cerebral Media izquierda.

Arteriografía pre y post embolectomía endovascular

Arteriografía pre y post embolectomía endovascular.

TC craneal a las 24h post-procedimiento.

TC craneal a las 24h post-procedimiento.

Nuestros colaboradores nos ofrecen imágenes de T.A.C. de un ictus reciente en que la intervención neuroquirúrgica resulta terapéutica (1) y la imagen de necrosis consolidada irreversible, (2) donde la rehabilitación comentada tiene todo su sentido.

Sobre nosotros

Doctor en Medicina (Universidades de Madrid y Barcelona) y Doctor en Salud Pública (Universidad de Yale)... saber más')

Etiquetado con:
Publicado en: Imágenes médicas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*